La sabiduria de los Arboles

Para los celtas, los árboles constituían la base de sus vidas. Les proporcionaban herramientas, armas, remedios, tintes y edificios. Se consideraba que los árboles poseían un espíritu guardián: cada vez que había extraer de uno de ellos parte de su madera, se acudía a el para pedirle permiso. Antes de proceder a dicha extracción por motivos puramente prácticos (para la manufactura de herramientas o la construcción, por ejemplo), se le avisaba, con el fin de…

Continuar leyendo…