Mademoiselle Lenormand

A la figura que hoy tenemos con nosotros le debemos la creación de El Oráculo Lenormand, más conocido hoy en día como “Baraja Gitana”, es la que se usa cuando el Tarot se queda, digamos, grande. Marie Anne Lenormand nació en Alençon (Francia) el 16 de septiembre de 1768 y nos dejo en el año 1843.

M.J: Mademoiselle Lenormand es un honor tenerla entre nosotros.

Marie: Encantada de estar aquí. Permitame rectificar la fecha demi nacimiento, fue en 1772, no quiera usted ponerme años.

M.J: No, perdone, dudaba un poco en la fecha pero muchos dicen que la que se quitaba años era usted, no se yo.Pero vayamos a lo que nos ocupa, cuentenos un poquito de su vida.

Marie: Ya desde pequeña pronosticaba con éxito acontecimientos futuros: a los siete años anuncié cuál sería la siguiente abadesa del convento donde estaba siendo educada (l’Abbaye Royale des Dames bénédictines) tras producirse la muerte de la anterior, profecía que resultó acertada. Mi padre eracomerciante textil y nos proporcionó una vida acomodada, hasta que murió.

M:J: Nació con un gran don. ¿Que pasó al morir su padre?

Marie:Alrededor de los 14 años me trasladé a París a buscarme una mejor vida, y allí me quedé para siempre.

M.J: ¿Y que tal le fue en París?

Marie:Al principio fui la protegida de un joven y bello aristócrata, Armeval de la Sausette, que se fijó en mis dotes antes que nadie. Para acallar rumores malintencionados, me contrató como secretaria. En 1793, en plena época del Terror de la Revolución Francesa, los Sans-Culottes entraron en la casa del noble para llevárselo a la guillotina, pero afortunadamente yo logré escapar.

M.J: Y que pasó al quedarse sin su protector?

Marie: Contacté y me asocié con dos ocultistas de la época: la dama Gilbert (echadora profesional de cartas) y el señor Flammermont (encargado más bien del “marketing” del equipo). Yo adopté un poco el papel de joven gitana-bohemia que leía la fortuna. De Gilbert y Flammermont aprendí todos los trucos (en el buen sentido…) del oficio, y cuando me vi preparada y más experimentada, abrí mi propio negocio.

MJ: ¿Y entonces abrió una librería ?

Marie: Jajajajja. Bueno no era exactamente una librería.

Me fui haciendo cada vez más popular, e instalé mi consulta en el número 5 de la Rue de Tournon, casa en la que también residía. Mi consulta se camuflaba con discreción y guardando en lo posible las apariencias: el único distintivo colocado a la entrada del lugar era “Mademoiselle Lenormand, libraire”.

M.J: Se dice que la elección del edificio no fue casual.

Marie: Con la ayuda de un péndulo encontré que desde los sótanos se podía acceder a ciertos corredores secretos del subsuelo de París, que me podrían ser de extrema utilidad dadas las convulsiones políticas y sociales de la época. No quería que me pasara como el desafortunado Armeval de la Sausette.

MJ: Se hizo muy popular entre los personajes de la alta sociedad y predijo la suerte de muchos de los protagonistas de la Revolución Francesa.

Marie: De la alta y la no tan alta sociedad también . Predije varios de los trágicos desenlaces de la vida de muchos de ellos como Marat, Saint-Just, Robespierre, etc. Una de mis profecías más sonadas y acertadas fue el anunciar a Josefina Beauharnais (futura esposa de Napoleón) la prematura muerte de su primer marido, el Vizconde de Beauharnais, y su posteriores segundas nupcias con “un soldado que escalaría los más altos honores…”. Esto fue lo que acabó por catapultarme a la fama pues la Emperatriz contaba conmigo constantemente.

M.J: Sus cartas continúan seduciendo hoy en día a muchos videntes por el valor informativo que transmite, por su estructura y por la posibilidad de destapar todas las situaciones que se presentan en nuestra vida. Ilustrenos sobre ellas.

Marie: Diseñé una baraja propia , cuya primera versión se dio a conocer hacia 1828. Esta baraja-oráculo contenía inicialmente 52 cartas.

Cada una de las cartas del Grand Lenormand está dividida en siete partes: el equivalente a la carta de juego de la baraja francesa; una constelación (zodiacal o no); una letra del alfabeto; una escena central mitológica, hermética o arquetípica; unas flores-hierbas; y otros dibujos menores relativos al significado particular de la carta.

En 1840 rediseñé y reduje esta baraja a 36 cartas .

M.J: Este es el oráculo que ha llegado hasta nosotros hoy, conocido con el nombre de “Petit Lenormand” y después como “Baraja Gitana”.

Marie: Y esta fue mi vida. Morí en París en 1843, dejando una buena fortuna y una treintena de manuscritos.

M.J:Su imagen y actitud no correspondían a la de la clásica “hechicera”, sino más bien lo contrario. Se dice que tenía un porte muy distinguido y refinadas maneras, además de amplia cultura y extremada educación. Iba a todas partes acompañada de su gato, y su franqueza y transparencia le abrieron las puertas de todo París, ya que solía hacer las “predicciones” con bastante claridad y evitando ser críptica, parcial o vaga en sus análisis. A parte de su actividad pública, se supone que secretamente tenía relación con los reservados círculos esotéricos de su época.

Muchísimas gracias por todo Mademoiselle Marie Lenormand.

Fuentes de documentacion: http://blogs.ya.com/meta-terapias/c_5.htm, http://www.tarot-cartomancia.com/
http://www.seamp.net/

Enlace permanente a este artículo: https://wiccaspain.es/mademoiselle-lenormand/

1 comentario

  1. Este Tarot es lo más bonito y muy fiable las cartas lenormand

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Plugin creado por AcIDc00L: noticias juegos
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: seo valencia
A %d blogueros les gusta esto: