Or, in its own meta tag

«

»

ene 07

Imprimir esta Entrada

La Diosa Fortuna

¿Existe algo que llamamos suerte? ¿Por qué algunas personas parecen haber nacido con un talento especial que, más allá de su capacidad o dones, obtienen resultados exitosos en todo lo que emprenden? ¿Por qué hay otros que por el contrario, dan la impresión de ser víctimas de un destino funesto, que pese a sus esfuerzos, siempre van dirigidos al fracaso?

Si hay algo que siempre imploramos en los momentos más críticos de nuestras vidas, eso es a la diosa Fortuna, cuando emprendemos un nuevo camino en la vida siempre pensamos que ojala tengamos suerte y consigamos nuestro objetivo.

Para los romanos, Fortuna es la diosa de la suerte, buena o mala, aunque siempre se tendió a asociarla con lo bueno -lo fasto- y la fertilidad, de modo que la adversidad ha pasado a ser casi sinónimo de infortunio o “algo desafortunado”.

Su alegoría solía ser la rueda de la fortuna, una especie de ruleta que significaba el azar o lo aleatorio de la buena o mala suerte; en cuanto a representación de su aspecto positivo, solía figurársele con la cornucopia.