Or, in its own meta tag

«

»

Feb 25 2010

Imprimir esta Entrada

El Evangelio de Aradia

La figura de Aradia aparece por vez primera en la literatura en 1899, en el libro “Aradia ó El Evangelio de las Brujas” de Charles Godfrey Leland.

Leland identifica indirectamente a Aradia con Erodiade, escribiendo:

“…el nombre no deriva directamente de Erodiade (Herodias) del Nuevo Testamento, pues una copia muy antigua del Libro de Lilith demuestra que ambos personajes tienen el mismo nombre… sin embargo si puede derivar indirectamente, ya que, en el siglo sexto, el culto de Erodiade y Diana por parte de las brujas fue muy popular y a la vez condenado por la iglesia en el Concilio de Angora”

En la historia de los juicios de las brujas recurre de hecho esta asimilación:

Diana (Deidad a la que muchas brujas le han rendido culto desde siglos atrás y aun hoy en día) es a menudo puesta al lado de la figura de Erodiade, como en el proceso de Milán de 1390 contra Sibillia y Pierina.

Carlo Ginzburg, escritor y ensayista que en el libro “Historia Nocturna” se ocupó del fenómeno de la brujería popular desde un punto de vista histórico y antropológico, hace derivar el nombre de Aradia de la unión de los nombres de Hera y Diana, ambos supervivientes al advenimiento del cristianismo y unidos en una figura compuesta de nombre Heradiana o Herodiana.

El historiador Ronald Hutton, en “The Triumph of the Moon” (El Triunfo de la Luna) sugiere que esta identificación con Erodiade fue inspirada de la ópera de Jules Michele, “Satanism and Witchcraft” (Satanismo y Brujería).

La antropóloga Sabina Magliocco, por otra parte, prefiere considerar que si hay una conexión entre la Erodiade italiana (Herodias), el culto de Erodiade y Aradia.

Recientemente hay quienes han adelantado la hipótesis de Aradia como un nombre compuesto, y los cristianos detractores de la brujería, ven a Aradia como una representación de Lilith (para los angeologos y demonologos cristianos Lilith es un demonio femenino o Súcubo)

Sin embargo, Aradia por si misma, como personaje, es la visualización del vivir pagano, es la esencia de la verdadera brujería blanca, es la Señora de Luz, Hija de la Diosa, Reina del Amor a la Vida y a La Naturaleza.

El Evangelio de Aradia

1. Aradia era una hija del espíritu, y desde su juventud ella escucho las voces que solo los ancestros conocieron. En sus primeros días ella camino junto a las colinas de Alban cerca del Lago Nemi. Un día después de haber viajado lejos en las colinas, se sintió cansada y reposo a la sombra de un árbol grande. Mientras ella calmaba los pensamientos en su mente, una voz le hablo diciendo:
2. “Mira bien a los cielos, y se consciente que eres escogida”
3. Aradia miro para arriba, a los cielos se obscurecieron, y la voz le susurro las palabras “Sombra de la Luna”. Algo dentro suyo se despertó, y ella entendió el camino que se abría delante de ella. Mirando desde sobre la colina, ella contemplo la belleza de la creación y la igualdad de todas las cosas. Un entendimiento de los trabajos interiores de la naturaleza despertó dentro suyo, y con esta iluminación ella abrió su corazón y su mente a la inmensidad de todo lo que percibía. Entonces Aradia contemplo la opresión de la gente pueblerina, supo sus tristezas, y fue movida grandemente en compasión.
4. En tiempos de Aradia, muchos campesinos que eran esclavos, huyeron a las colinas y bosques. Ellos se agrupaban en bandas de criminales en orden a sobrevivir. Aradia los busco, y vivió entre ellos por un tiempo en los bosques cerca al Lago Nemi. Allí ella escucho a las angustias de su pueblo. Muchos sufrían persecución por parte de la Iglesia por ser adoradores de la Antigua Religión. Otros habían sido hechos esclavos por Señores malvados que tenían el poder en las tierras. Entre esos criminales Aradia conoció muchas brujas que estaban también escondidas.
5. A su tiempo Aradia fue a los pueblos y villas, para darles esperanzas a las personas. Ella les enseño diciendo:
6. “Benditos sean los libres. Benditos aquellos que se regocijan en el amor y la verdad, y buscan no mantener las enseñanzas malignas y distorsionadas. Sepan que el espíritu esta sobre todos ustedes, y ese espíritu es el amor. El amor no castiga, ni un día ni una eternidad. No se presten ustedes mismos a enseñanzas de temor y restricción. Benditos sean los libres de espíritu, porque suyo es el reino de ambos mundos. Ellos son los hijos de la tierra, quienes no odian ni enseñan el odio, quienes no temen ni enseñan el temor, quienes no restringen ni enseñan restricción. Estos son los Hijos del Espíritu”
7. Aradia junto discípulos, y les enseño los misterios ocultos de la Antigua Religión que sus ancestros una vez abrazaron. Ella les revelo la naturaleza del verdadero nombre Aradia, tomado en honor a la antigua figura mitológica, hija de Diana. Muchas personas conocían a Aradia en su hogar de Volterra, y en Benevento, antes que ella tomase este nombre. Su fama se expandió rápidamente a todas las regiones de Italia; personas venían a escuchar las palabras de Aradia, y a unírsele como seguidores. Ella les enseño la doctrina de la reencarnación, y sobre los antiguos dioses. Aradia revelo los secretos de la tierra, y el conocimiento de las enseñanzas antiguas. Debido a su fama, cayo en el descontento de la Iglesia, y los sacerdotes se volcaron en contra de ella. Soldados fueron enviados para encarcelarla por herejía, y ella fue puesta en prisión. Allí Aradia sufrió humillación y tortura. Los oficiales temían su popularidad entre los pueblerinos y decidieron sentenciarla a muerte.
8. Cuando la mañana arribo, el día en que los sacerdotes se reunieron, ellos ordenaron que Aradia fuese traída ante ellos, pero no la encontraron en su celda. Una búsqueda empezó, pero ella no fue encontrada en ninguna parte de la región. Mas tarde, en el sur de Roma, Aradia apareció de nuevo y siguió enseñando. Las personas quedaban asombradas porque ellos creían que la habían matado, o encarcelado de por vida. Escuchando las noticias de su aparición en Roma, los soldados vinieron a buscarla, pero al ser cuestionados, nadie sabía nada sobre ella. Después de que los soldados dejaron Roma, los sacerdotes enviaron espías para mezclarse entre los pueblerinos, con la esperanza de descubrir su paradero.
9. En ese mismo mes algunas personas descubrieron a Aradia sentada con sus discípulos y enseñándoles. Aradia vio que ellos estaban contentos de encontrarla, y ella se paro para enseñarles diciendo:
10. “Benditos sean los libres de espíritu, y aquellos que aman sin interés. Porque el amor es el mayor logro. Es el regalo de la bendición del espíritu. Por ello, nunca traicionéis a un amor, o decepciones a uno. Ámense y cuídense unos a otros, y amen y cuiden todas las cosas, con el corazón y el alma de un poeta.
11. “Busquen ver el mundo como un artista. Vayan, busquen y capturen la belleza que hay allí. Y tengan cuidado de no dañar a ninguno que este entre ustedes. Sino amen, y vivan al máximo, teniendo en cuenta y sintiendo compasión de todas las mentes y corazones de aquellos que viven alrededor suyo. Vivan en Paz”
12. Muchas personas empezaron a preguntarse una a otra sobre Aradia. Sus discípulos vinieron a ella y le dijeron: “Señora, algunos dicen que eres profetisa, y otros que eres mago, Que les diremos?”Ella tomando un puñado de arena y mirando a la multitud dijo:
13. “Yo Soy la Hija del Sol y la Luna. Yo Soy la Tierra. Yo Soy el amor de la Libertad que es el amor de los dioses. Y cualquiera que cree en mi, será también hijo del Padre y la Madre que viven en todas las cosas”
14. Un espía de la iglesia se acerco y pregunto: “Señora, sabemos que eres una santa: cuéntanos acerca del dios de quien proceden tus poderes”
15. Aradia respondió: “Los hombres fuertes claman a muchos dioses, no hay mas que Uno, quien es muchos. Un hombre es conocido durante su vida por muchos nombres. Algunos lo conocen como padre, o como amigo. Para algunos el es considerado enemigo o hermano, y por otro, primo. Y no es aun así el mismo hombre?”
16. Otro espía pregunto: “Los sacerdotes nos dicen que Dios es hombre, y que las mujeres deben someterse al hombre. Que dices sobre eso?”
17. Aradia respondió: “No os enseña la naturaleza acaso en todas formas que es igual? En toda la flora y fauna existe hombre y mujer. Quien entre ustedes puede decir de manera verdadera quien es más importante? Uno no puede existir sin el otro.”
18. Después de esto los discípulos preguntaron:”Señora, si todo lo que dices es cierto, porque entonces los sacerdotes no nos lo dicen?”
19. Aradia respondió:”Estos sacerdotes dicen lo que les fue dicho. Los que están sobre estos sacerdotes son los que conocen la verdad y la esconden. Hay tantos ambiciosos y hambrientos de poder, quienes se enriquecen de la iglesia. Es mejor para ellos controlar con falsas enseñanzas que restringen y amenazan a aquellos que se independencia del sacerdocio”
20. Los espías regresaron a los sacerdotes y reportaron lo que habían oído. Los sacerdotes estaban enojados y esparcieron mentiras sobre las enseñanzas de Aradia, clamando que eran del demonio. Después que Aradia y sus discípulos partieron, los soldados regresaron de nuevo, buscando arrestarla. En el camino ellos rodearon a Aradia y sus seguidores, llevándola en custodia. Mientras viajaban de nuevo hacia Roma, una banda de criminales se les acerco. El líder era un esclavo a quien Aradia convirtió al culto de Diana. Una pelea se desato en la cual Aradia fue liberada y llevada por los criminales a un lugar escondido.
21. Los criminales escoltaron a Aradia y sus seguidores a su campamento en el bosque. Allí ella escogió doce discípulos, seis hombres y seis mujeres, y los llevo a un claro donde les enseño.
22. Aradia les dijo: ” Con ustedes yo restablezco la Antigua Religión. Sepan que hay otros que aun adoran igual que nuestros ancestros. Búsquenlos, y díganles que la Madre esta con Hijo, y ellos entenderán a lo que me refiero. Busquen también a aquellos que nos seguirán”
23. Los discípulos le preguntaron: “Quien es este Hijo? Cuéntanos de Ella”
24. Aradia les respondió: ” El infante es el hijo de la Madre Tierra. Ella será conocida como aquella que es razón y sabiduría. Ella vendrá al mundo y libertara a todas las personas de todas las naciones del reinado los reyes y autoridades. En este TIEMPO DE LA HIJA, grandes cambios ocurrirán, cambios nunca antes visto por el mundo. Será un tiempo de renuevo”
25. Sus discípulos le preguntaron: “Cuando ocurrirá esto?”
26. Ella les dijo: “El amanecer de la Era será marcado por la Voluntad de la Hija. Sus palabras serán escuchadas entre las palabras de los hombres. La mujer caminara al igual que los hombres, y la ley no hará diferencia entre los sexos. Cuando esto ocurra la Era habrá comenzado. Y mis profetas restauraran mis enseñanzas preparando el amanecer de la Era de aquella que vendar. Y en el año del nacimiento de este profeta habrá una señal por el cual los brujos se regocijaran. Porque será el año del renacimiento de la Antigua Religión”
27. Aradia siguió hablando: “Aun así, antes de este tiempo, habrá muerte entre los nuestros. El tiempo es cercano en el cual mis seguidores serán llevados a cortes. Y los perseguirán y los entregaran a los calabozos. Y mi pueblo será torturado y matado por orden de la Iglesia. Así como los cristianos fueron una vez perseguidos, ellos os perseguirán a ustedes. Pero la Era del Hijo llegara a su fin, dando paso a la Era de la Hija.
28. “Escucharon que los Sacerdotes hablando del infierno y la condenación. Pero yo les digo que no existen tales cosas. Porque el espirito del GRANDE es amor, y el amor no maldice, sino bendice. Porque el amor de un Padre y una Madre nunca olvida al hijo, ni tampoco deja a un hijo de lado para quedarse con otro”
29. Todo ese día Aradia enseño a sus discípulos, y respondió sus preguntas. Ella les enseño los secretos de la magia y el conocimiento del ritual. Aradia y sus discípulos fueron de nuevo a las villas y pueblos, en orden a sanar a los enfermos, y enseñar la Antigua Religión, aunque temían por su seguridad.
30. Soldados, acompañados por varios sacerdotes, vinieron a arrestarla, Aradia los miro serenamente y dijo: ” Yo les repudio, y los conjuro fuera de mi pueblo porque ustedes enseñan castigo y vergüenza a aquellos que quieren liberarse de la Iglesia. Estos símbolos y vestimentas de autoridad que ustedes visten sirven solo para ocultar la desnudez en la que todos somos iguales. Ustedes dicen que sirven a su Dios, pero sirven solo a su propios temores y restricciones”
31. Los soldados la sujetaron, aun cuando había muchas personas que intentaban defenderla. Sus discípulos escarparon evitando ser capturados. En la ciudad de Benevento ellos se refugiaron entre los seguidores de Aradia que vivían allí. Aradia fue puesta en prisión y fue condenada por herejía y traición. Mientras estaba en prisión, cierto guardia estaba profundamente conmovido por su belleza y encanto. Aradia le permitió allegarse a ella como su amante. En la noche de su ejecución, Aradia le persuadió a llevarla al jardín, para que pudiese orar al aire libre.
32. Otros dos guardias estaban vigilando mientras ella oraba. Después que ella termino de orar, una tormenta se formo y el guardia dijo a Aradia que retornase a su celda. Mientras ella obedecía, la tormenta se desato con gran furia. Y un terremoto sacudió la tierra y los edificios cayeron, piedra por piedra. Cuando la calma retorno al final, solo unas pocas personas fueron encontradas vivas. La noticia se esparció rápidamente de que Aradia había perecido.
33. Siete días mas tarde, Aradia apareció en el campamento del bosque de los criminales; todos estaban asombrados ya que habían dicho que ella había muerto. Aradia se negó a hablarles con respecto a este incidente, y junto de nuevo a los doce discípulos que aun la seguían, y dejo el bosque. Ellos viajaron a las colinas cerca del Lago Nemi . Cuando se asentaron para pasar la noche, Aradia vino a ellos y les dijo: ” El tiempo esta ahora marcado, y solo permaneceré con ustedes por un corto tiempo”
34. Aradia marco un circulo en la tierra, contando nueve pasos del centro. Ella reunió a sus discípulos dentro del círculo, y formalmente los instruyo. Seguido a esto, Aradia se dirigió a ellos diciendo: ” Cuando tengan necesidad de algo, reúnanse en secreto cuando la luna este llena, y adoren el espíritu de la Reina de las Brujas. Reúnanse en el círculo de las artes, y los secretos que aun son desconocidos les serán revelados. Y deben ser libres en sus mentes y su espíritu, y como señal de que son verdaderamente libres, deberán estar desnudos en sus ritos. Porque esa es la esencia del espíritu y el gozo sobre la tierra. Y su ley será el amor a todas las cosas. Sean verdaderos en sus creencias. Manténganse en sus caminos más allá de los obstáculos. Porque nuestra es la llave de los misterios, y el ciclo del renacimiento, que abre la puerta al vientre de la iluminación. Yo soy el espíritu de todas las brujas, que es gozo y paz, y armonía. En la vida la Reina de las Brujas revela el conocimiento del espíritu. Y en la muerte la Reina les entrega paz y renovación en la vida de nuevo.”
35. Aradia luego les enseño a sus discípulos sobre los secretos del círculo. Ella hablo de los dioses y de los Ancestros, conocidos como Grigori (Atalayas). Ella les enseño todo tipo de encantamientos, señales en el cielo, y sobre las estaciones.
36. Cuando Aradia les revelo estas cosas a sus discípulos, ella les dijo: ” En memoria mía deberán comer tortas de grano, vino, sal y miel. Les darán forma de luna creciente. Luego las bendecirán en mi nombre y lo compartirán en sus reuniones sagradas. Como los antepasados, deberán tener como sagrado el primer día de Mayo y Agosto, así como la víspera de Noviembre que es el tiempo de las sombras. De Febrero celebraran el día segundo. También observaran los solsticios de verano e invierno, así como los equinoccios de primavera y otoño. A todos quienes observen estos tiempos sagrados la Reina de los Cielos les dará Poder. Y serán exitosos en el amor. Y tendrán el poder de bendecir y consagrar. Y conocerán la lengua de los espíritus, y obtendrán sabiduría de las cosas ocultas, y levantaran espíritus del vacío. Deben entender las Voz del Viento, y el conocimiento de las formas cambiantes. Ustedes conocerán el futuro y se les revelaran los signos sagrados. Tendrán el poder para sanar enfermedades y devolver la belleza . Bestias salvajes les reconocerán porque ustedes causan ningún daño. Sepan que el poder se adquiere mediante el conocimiento, y el conocimiento se gana a través del entendimiento. Sepan por ende que deben mantener el balance. Todo lo que vive es en esencia masculino y femenino. No exhalen el uno sin el otro. Entiendan que juntos hacen la plenitud. Benditos sean los libres de espíritu. Cuando odian, o desprecian, o no comprenden es porque están en desbalance con ustedes mismos y su alrededor. No hablo solo de masculino y femenino, sino de los elementos, causas y fuerzas. Busquen primero el balance, y allí entenderán, y con entendimiento alcanzaran aquello que deben y anhelan”
37. Aradia se paro en el medio y hablo a sus discípulos: ” Mi propósito esta establecido, y a ustedes les doy ahora el Poder. En mi nombre irán y enseñaran los caminos de la libertad y la magia”
38. Aradia dejo caer sus vestimentas, mostrándose completamente a sus discípulos. Ella tomo a uno de ellos de la mano y le trajo dentro del círculo en el medio junto a ella, sobre la tierra. Allí sobre la sagrada Tierra, bajo el cielo lleno de estrellas, ellos se unieron en el Amor. Después de esto, cada discípulo se unió al otro. De esta manera el poder fue pasado en amor, entre todos los discípulos de Aradia.
39. Era temprano en la mañana cuando los discípulos se reunieron de nuevo a escuchar a Aradia. Ella dijo: “Con ustedes yo establezco ahora un Coven (aquelarre), entre ustedes y yo, y todos los que vendrán a seguir este camino”
40. Aradia puso un rollo en las manos de los discípulos, en el cual estaban escritas las trece leyes. También les dio los rollos sagrados que ella había escrito. Estos fueron los fundamentos de todas las enseñanzas, las que ella vino a este mundo a enseñar.
41. Aradia hablo de nuevo a sus discípulos: ” Dentro de podo irán en medio de aquellos que no son del Camino. Y deberán encontrar ignorancia, miedo y malentendidos. Por ello protéjanse en todas las formas. Y encontrón muchos que verdaderamente buscan ser uno con la naturaleza de las cosas. Enseñen a todos quienes encuentren sinceros, y verdaderamente dignos. Y tengan cuidado de no volverse jueces en ello. Mantengan su propia manera de ser, como apartados, y no pretendan que todos sean imagen suya. Demuestren amor y calor a todas las personas, porque si no lo hacen, muchos se apartaran de ustedes. Como entonces servirían al antiguo camino? Sepan que su primera alianza es con el Dios y la Diosa, su segunda alianza con al Antigua Religión, y la tercera es con todos los Brujos. Si te sirves a ti mismo, entonces no sirves. Cuando sirves a tu propia importancia, estas en desbalance con la naturaleza. Porque en la naturaleza todos son iguales. Nada es más importante que otra cosa. Aun así todo lo viviente tiene el derecho de hacer lo que ellos deben para sobrevivir. Esto es en desventaja de otros seres vivientes, quienes se convierten en la esencia para la supervivencia. Quien puede hablar en contra del orden de las cosas? Entonces, vivan como deben vivir, de acuerdo a las leyes que yo les di. Disfruten cada día, y no se preocupen por el que vendar después. No se vuelvan amargos o fríos ante la dureza e injusticia de la vida, porque el amor tiene el poder de sobreponerse sobre todas las cosas. Nada dura eternamente, y nada permanece igual, por que todo se mueve hacia lo que va a convertirse. Por ello les digo que observen los ciclos de todas las cosas, dentro y fuera de ustedes”
42. Era su costumbre enseñar a sus discípulos de esta manera. Cuando el tiempo de instrucción estaba casi terminado, uno de sus discípulos pidió a Aradia que hablase de nuevo sobre la Era por venir.
43. Aradia les dijo:” La Era de la Hija es la era final de la tierra. La primera era fue aquella en la cual los hombres adoraban a la Gran Diosa. La segunda fue la era del Padre, y la tercera la del Hijo. Bajo la era de la Diosa, muchas diosas aparecieron con sus respectivos cultos. Con la Era del Padre, muchos dioses aparecieron, desplazando con sus cultos, a los cultos de las diosas. Fue entonces que los cultos de los guerreros empezaron a dominar el mundo. El aparecer del Hijo trajo al mundo amor y compasión. De esta era se levanto el espíritu del Cristo, pero los hombres se aferraron al fuerte Padre Dios. Ahora cuando la Era de la Hija venga, entonces será restaurada la razón y el mundo estará en balance. Para anunciar el advenimiento de la Era de la Hija, y mantener recordárselo al mundo, cada 200 años se levantara un profeta. Este profeta será un gran maestro, y dará vida a la antigua religión. Cuando la era de la Hija se acerque , habrá un despertar en el reconocimiento de las mujeres, y por ello ellas serán reafirmadas. Habrá un cambio en las Leyes, y las mujeres caminaran de la misma manera que los hombres. Y llegara el tiempo en que la última de las leyes que nos persiguen será abolida. En ese año todos los brujos se regocijaran. Cuando la era de la Hija empiece a remplazar a la del Hijo, entonces mi profeta aparecerá, y será llamado el Profeta Silencioso. En este tiempo ocurrirán muchos cambios. Ocurrirán cambios en la tierra los cuales nunca antes fueron vistos por las personas. Y habrá renovación y agitación. Cuando la Era de la Hija reemplace a la del hijo, entonces aparecerá aquella que ha de establecer la razón. Y ella tendrá 36 años en ese momento. Y ella vendar en poder, ya que el Profeta Silencioso le habrá preparado el camino. En el progreso a esta Era, grandes juicios y tribulaciones caerán sobre las personas de todas las naciones. Y de las cenizas se levantara el nuevo mundo de la Razón. Las personas no serán mas dirigidas por gobiernos. Tampoco habrá personas oprimiendo a otras, sino solo maestros y consejeros. Nadie poseerá el poder sobre otros, ni restringirá o controlara a cualquier otra persona. La tierra será de un solo gentío, y todos vivirán bajo los rayos que emanaran del amor, la paz y la razón.
44. Y todo ese día hasta el amanecer Aradia hablo de eventos futuros. Al día siguiente sus discípulos partieron como ella había dicho, en parejas de hombre y mujer, para enseñar el Evangelio de Aradia. Ella les dio la despedida, y les ordeno ir a todas las villas y pueblos.
45. En los días que siguieron la fama de Aradia, su sabiduría y belleza, se esparcieron por toda la tierra. Las personas empezaron a adorarla, llamándola “la Bella Peregrina”. Hubo quienes dijeron que ella era una Diosa con forma humana. Sus discípulos viajaron con un peso en el corazón, ya que Aradia les había hablado acerca de los oscuros tiempos por venir. Ellos llevaron consigo los pensamientos de muchos siglos que pasarían antes del advenimiento de la Era anunciada.
46. Después de viajar villa por villa, los discípulos regresaron a Benevento. Allí reunieron los covens de Aradia, los cuales ella había favorecido. Los discípulos les enseñaron las palabras finales que ella había dicho, y compartieron los secretos de los Rollos Sagrados con ellos. Los seguidores formaron Clanes, y un Covenant fue establecido para asegurar las enseñanzas de Aradia para el futuro. Las leyes del Covenant de Aradia fueron establecidas en ese momento de manera a unir a los Clanes en el Antiguo Camino.
47. Estos grupos luego partieron a lugares lejanos, temiendo mayores persecuciones por parte de los enemigos de Aradia. Sin embargo, allí quedaron aquellos seguidores que no quisieron partir. Aradia no fue vista de nuevo por las personas de esa región. Pero sus seguidores recordaban sus enseñanzas, se reunían y celebraban como la Santa se lo había ordenado, desde ese entonces hasta hoy día.

AQUI TERMINA EL EVANGELIO DE LA SANTA STREGA

Enlace permanente a este artículo: http://wiccaspain.es/el-evangelio-de-aradia/

Deja un comentario

Plugin creado por AcIDc00L: bundles
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: posicionamiento web
A %d blogueros les gusta esto: